Also available in: English

Fuente: onusidalac.org

GINEBRA, 27 de marzo de 2020 — ONUSIDA acoge con satisfacción la decisión de la Sociedad Internacional del SIDA de celebrar la 23ª Conferencia Internacional sobre el SIDA en julio como una reunión virtual y espera que las redes de población clave que organizan la conferencia VIH2020 puedan encontrar una solución alternativa para celebrar su conferencia.

A la luz de la pandemia de COVID-19, AIDS 2020: Virtual, organizado por la Sociedad Internacional del SIDA, permitirá a los participantes acceder y participar con la última ciencia, defensa y conocimiento del VIH, y hacerlo de manera segura.

Los organizadores de VIH2020, una conferencia que debía celebrarse en México para proporcionar una alternativa segura a las personas que no pueden o no ingresarán a los Estados Unidos de América, han cancelado la conferencia y buscarán arreglos alternativos después que el gobierno de México suspendió grandes eventos en el país.

“Agradezco a los organizadores por seguir adelante con la Conferencia Internacional sobre el SIDA 2020, y de una manera que proteja la vida y el bienestar de los miles de participantes. Hago un llamamiento a las personas para que se reúnan en AIDS 2020: Virtual en mayor número que nunca y que vuelvan a comprometerse a trabajar juntos para poner fin a la epidemia del SIDA», dijo Winnie Byanyima, directora ejecutiva de ONUSIDA. «Espero que VIH2020 pueda seguir adelante de alguna forma y ONUSIDA respalda la decisión de los coorganizadores de dar prioridad a la salud y la seguridad de las comunidades».

Se esperaba que un gran número de personas asistieran a AIDS 2020 en San Francisco y Oakland, Estados Unidos. En cambio, AIDS 2020: Virtual permitirá a los participantes interactuar en sesiones virtuales, satélites, exposiciones, podcasts y redes interactivas de la comunidad desde cualquier parte del mundo. Se espera que VIH2020 se lleve a cabo de manera similar.

Kevin Osborne, Director Ejecutivo de la Sociedad Internacional del SIDA (IAS por sus siglas en Inglés), dijo: “El SIDA 2020: Virtual tiene como tema la resiliencia. No hay mejor palabra para describir lo que se necesita en este momento. Por hoy, esta resistencia está siendo probada por un panorama de salud global en rápida evolución, al que ahora debemos agregar la pandemia de COVID-19. En solidaridad, ahora más que nunca la comunidad del VIH debe unirse en nuestro compromiso compartido para garantizar que la evidencia y los derechos humanos sigan siendo los pilares de nuestra respuesta».

Rico Gustav, Director Ejecutivo de la Red Global de Personas que viven con VIH (GNP+), dijo: “Como coorganizadores de VIH2020, la Red Global de Personas que viven con VIH y otras redes globales nos mantenemos unánimes en nuestra decisión de cancelar la conferencia. La salud y la seguridad de nuestras comunidades son lo primero. A medida que COVID-19 afecta a más países y comunidades, nos estamos adaptando y apoyando a nuestros miembros en estos tiempos extremadamente difíciles. Los coorganizadores de VIH2020 continuarán defendiendo y mejorando el liderazgo de las poblaciones clave y las personas que viven con el VIH para las respuestas al VIH y la salud a nivel local, nacional y global, incluida la exploración de espacios virtuales para permitir esto”.

ONUSIDA insta a todos a recordar que COVID-19 es una enfermedad grave. Todas las personas que viven con el VIH deben tomar todas las medidas preventivas recomendadas para minimizar la exposición y prevenir la infección por el virus que causa COVID-19.

Al igual que en la población general, las personas mayores que viven con el VIH o las personas que viven con el VIH con problemas cardíacos o pulmonares pueden tener un mayor riesgo de infectarse con el virus y sufrir síntomas más graves. Aprenderemos más sobre cómo el VIH y COVID-19 impactan juntos en las personas que viven con el VIH de la respuesta de los países y comunidades a ambas epidemias. Las lecciones sobre la implementación de innovaciones o la adaptación de la prestación de servicios para minimizar el impacto en las personas que viven con el VIH se compartirán y replicarán a medida que estén disponibles.

La respuesta al VIH ha demostrado que una respuesta de salud pública fuerte y efectiva que involucre a las comunidades afectadas debe basarse en los derechos humanos y abordar los contextos biológicos y sociales de las enfermedades. A medida que COVID-19 se traslada a entornos de alta densidad y amenaza a las personas y comunidades marginadas, es fundamental que las necesidades de información, suministros básicos de higiene como agua y jabón, alimentos suficientes y apoyos sociales que respondan a la pérdida de ingresos y la pobreza se prioricen y aborden como parte de la preparación y respuesta.

«La pandemia de COVID-19 está afectando la vida de miles de millones de personas en todo el mundo», agregó la Sra. Byanyima. “Sin embargo, no debemos olvidar que la epidemia del VIH no ha desaparecido. Incluso en estos tiempos difíciles, nuestros socios se aseguran de que la respuesta al SIDA continúe: los héroes anónimos se aseguran de que los servicios de tratamiento y prevención del VIH para las personas que viven con el VIH y están afectadas por él continúan disponibles».

ONUSIDA

El Programa Conjunto de las Naciones Unidas sobre el VIH/Sida (ONUSIDA) lidera e inspira al mundo para hacer realidad su meta global de cero nuevas infecciones por el VIH, cero discriminación y cero muertes relacionadas con el Sida. ONUSIDA aúna los esfuerzos de 11 organizaciones de las Naciones Unidas (ACNUR, UNICEF, PMA, PNUD, UNFPA, UNODC, ONU Mujeres, OIT, UNESCO, OMS y Banco Mundial) y trabaja en estrecha colaboración con asociados mundiales y nacionales para poner fin a la epidemia del Sida para el 2030 como parte de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Obtenga más información en unaids.org y conecte con nosotros a través de Facebook, Twitter, Instagram y YouTube.

CONTACTO

ONUSIDA para América Latina y el Caribe | Eduardo Batista | batistadevicentee@unaids.org